Publicidad

El miércoles, 6 de junio de 10:15 a 10:35 de la mañana, coincidiendo con el primer recreo, miembros de la Comunidad Educativa han expresado de indignación a las puertas del Instituto con una sentida “cacerolada”.

Padres y profesores han expresado que actuan conjuntamente “para rechazar una serie de medidas que, lejos de esperar al próximo curso, está haciendo ya mella en la calidad de educación de nuestros alumnos. Así por ejemplo, a decisión de no cubrir las bajas de los profesores, hasta que no se hayan cumplido diez días lectivos desde su inicio, ha dejado ya a bastantes alumnos del IES Sierra de San Pedro sin clases de matemáticas y lengua durante quince días, en un momento tan decisivo como es un final de curso. Sin olvidar, por supuesto, que debido a los inminentes recortes, el próximo año peligra la libertad de elección de los alumnos en líneas de Bachillerato y optativas, bajará el número de profesores mientras aumenta el número de alumnos por aula, etc”.

El aprovechamiento de los recreos y tiempo libre para organizar reivindicaciones que consideran necesarias para el futuro de sus alumnos es una constante en el ánimo de los docentes del Instituto. Así el pasado viernes, se aprovechó este momento para repartir documentos informativos en el mercadillo del pueblo, sobre las consecuencias directas que tendrán los mencionados recortes.