En la nota, Pozo reitera su “oposición a la Dictadura de Franco, de derechas y de izquierdas y también a la que pretende Imponer la Junta de Extremadura contra nuestro pueblo. La de exigirnos que eliminemos el nombre del mismo, sin contar con el pueblo”.

Añade que le apena tener que decir que “el PSOE de mi pueblo no oes libre. Está sometido a la dictadura de su partido. Han tenido que comerse sus palabras del Pleno celebrado el pasado viernes”. En el Pleno citado se aprobó por unanimidad (con los votos del PSOE y el PP), pedir la autorización para celebrar una Consulta Popular para decidir el nombre del pueblo.

Pozo hace “único responsable de no aprobar la Independencia” del pueblo “al Presidente de la Junta de Extremadura”.

En la foto, Pozo a las puertas de la sede de la Presidencia de la Junta de Extremadura en Mérida, donde permanece desde el pasado lunes.

–> Leer/Descargar nota de prensa