“Yo elijo mi día”, buena práctica de Plena Inclusión Montijo

“No es lo mismo estar en la comunidad, que ser comunidad”, así lo explican Sara Alegre y Marisa Lozano, dos personas con discapacidad intelectual de Plena Inclusión Montijo que junto con el apoyo de Sara del Cristo Rangel, han presentado la Buena Práctica llamada “Yo elijo mi día” en el 2º Encuentro de Prácticas Admirables de Plena Inclusión que tuvo lugar los pasados días 25, 26 y 27 de septiembre en Zaragoza. Demostraron que las personas con grandes necesidades de apoyo son capaces de tomar decisiones en muchos aspectos de su vida y de su entorno (ayuntamiento, centro de salud, actividades culturales, etc.) y que quieren y piden ser parte activa de la comunidad, ser un ciudadano o ciudadana más, en igualdad de condiciones, disfrutar de los recursos comunitarios como las demás y, por supuesto, decidir ellas mismas qué actividades son las que quieren hacer en su día a día.

“Yo elijo mi día”, buena práctica de Plena Inclusión Montijo

La exposición de la práctica admirable se presentó junto con un vídeo de gran impacto donde se visualiza el cambio que las personas con discapacidad intelectual están viviendo en los últimos años con respecto a la autodeterminación, es decir, su capacidad para realizar elecciones y tomar sus propias decisiones y, por otra parte, en relación al favorecimiento de la inclusión social y al disfrute de actividades en la comunidad y uso de los recursos comunitarios, trabajo que Plena Inclusión Montijo lleva a cabo con gran afán e ilusión para mejorar la calidad de vida de estas personas.

“Yo elijo mi día”, buena práctica de Plena Inclusión Montijo

Así, el encuentro supuso una gran oportunidad para mostrar los cambios que se están generando en la vida de las personas con discapacidad y hacerlo visible al resto de la sociedad.